Quiero ser escritor

El lector compulsivo

¿POR QUÉ EL LECTOR COMPULSIVO ?

Dentro de cada escritor (y especialmente dentro de cada aspirante a escritor), existe un ser extraño que necesita estar leyendo constantemente. Leer, leer, leer, leer y seguir leyendo. Ese ser lee por ocio, por curiosidad, por tristeza, por alegría, para olvidarse del mundo en el que vive y para conocerlo más fondo.

Para ese ser (que yo denomino "el lector compulsivo"), leer no se trata de un hábito sino de un vicio.

Un hábito es algo que se hace con regularidad, casi siempre a la misma hora y el mismo lugar, aunque se interrumpe si surge algo de mayor relevancia. Un vicio no. Un vicio es algo que se hace con tanta exagerancion que incluso se descuidan otros asuntos de "mayor importancia". No tiene horario establecido ni patrones que lo gobiernen, no goza de metodología, no responde a necesidades ni a costumbres, se hace incluso de modo inconsciente por una especie de programación que va más allá de los reflejos condicionados. Un vicioso no es capaz de dejar su vicio fácilmente (generalmente porque no desea dejarlo), un vicioso se consume en su vicio descuidando su salud, para el vicioso no existe nada más importante que el vicio cuando está enviciado.

Para el lector compulsivo, leer es un vicio. Y todo escritor tiene un "lector compulsivo" dentro de él.

Una última cosa: todo vicioso se siente más cómodo junto a otros viciosos que comparten su vicio. Es por eso que se la pasa recomendado su vicio a otras personas, para "iniciarlas" y hacer más grande su alegría.

En mi caso, "el lector compulsivo" no puede dejar de recomendar libros a cualquiera que desee "escucharlo" (o leerlo si al caso vamos). Así que lo lamento: debo dejar que el lector compulsivo escriba sobre su vicio. No pienso pelear con ese vicioso. Si él quiere joderse la vida leyendo como un adicto a la heroína, por mí que se joda. Él les dará la bienvenida a quienes compartan su vicio.

Acuario.-

PD.- ¿Se dieron cuenta de cuantas veces utilicé la palabra "vicio" y sus derivados en este texto? ¡QUÉ VERGUENZA!

Si tienes alguna sugerencia o pregunta, escríbeme| 10 de diciembre de 2006 | ©2006 Todos los derechos e izquerdos reservados